TIENE BAJA CALIFORNIA PRIMER LUGAR NACIONAL EN MEJORES CONDICIONES DE EMPLEO Y OCUPACIÓN

Compartir
  • Reporta INEGI resultados de la Encuesta Nacional

Por mantener por cuatro trimestres consecutivos el primer lugar en brindar óptimas condiciones de ocupación y empleo a las y los trabajadores, no sólo en cantidad de oportunidades laborales disponibles, sino de menor informalidad, y más acceso a prestaciones sociales, Baja California sobresale en el plano nacional al ocupar el primer lugar, resultado de las acciones impulsadas por la Administración estatal que encabeza el Gobernador Francisco Vega de Lamadrid, a través de la Secretaría de Desarrollo Económico (SEDECO) y los diversos sectores de la entidad.

El Secretario de Desarrollo Social, Carlo Bonfante Olache, indicó que así lo dio a conocer el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) como parte de la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo (ENOE) para el último trimestre de 2018.

Precisó que con estos resultados, Baja California tiene uno de los mejores escenarios para desarrollarse laboralmente, lo que impulsa a quienes están en edad de trabajar a incorporarse al mercado de trabajo o iniciar una búsqueda activa. 

En ese sentido indicó que aumentaron en 15 mil 902 personas respecto al trimestre anterior y en 63 mil 997 en relación a 2017. Este último dato, posiciona al Estado con el 7º mayor incremento a nivel nacional.

El funcionario estatal dijo que también hay más población bajacaliforniana trabajando en comparación con el trimestre anterior (30 mil 942) y 71 mil 242 respecto al cuarto trimestre de 2017. Además dijo, se aprecia una tendencia de formalización porque se disminuyeron en 9 mil 950 los informales, llegando a 81 mil 192 empleos formales, por lo que la entidad tiene la 5a tasa de informalidad laboral más baja en el país con 38.6%.

De los 71 mil 242 nuevos empleos, el sector terciario aporta 46 mil 388, el secundario 29 mil 421 y el primario participa en menor medida con 3 mil 027 ocupados.

Por otro lado, indicó que la población que pudiera y quiere trabajar pero no encuentra un puesto en el mercado laboral, disminuyó al ubicarse en  2.2%, menor al 3.1% del trimestre anterior y menor al 2.7% que se registró en el cuarto trimestre de 2017. El total de desocupados que se registraron al cierre de 2018 fueron 38 mil 807 personas.

La condición de vivir en frontera demanda medir también el comportamiento de los trabajadores transfronterizos, que fueron 68 mil 097 en el cuarto trimestre; 7 mil 372 menos que el trimestre anterior y  menos 8 mil 054 a los del último trimestre del año pasado.

Por tipo de establecimiento, por cada 100 ocupados 33 trabajan en una microempresa, 20 en una empresa grande, 19 en una pequeña empresa, 11 en una mediana empresa, 3 en Gobierno y 10 no especificaron.

Por nivel de ingresos, solo el 6% de la población trabajadora recibió 1 salario mínimo, 24% más de 1 hasta 2; 30% más de 2 a 3; 16% más de 3 a 5; 5% más de 5, 1% no tuvo ingresos y 19% no especificaron ingresos.

Para finalizar, Bonfante Olache dijo que es importante entender que además del número de trabajos creados y apertura de oportunidades de trabajo, hay temas de acceso a prestaciones y servicios, así como las remuneraciones que se suman para describir un mercado laboral. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *