TRAS DESTROZOS UNAM REPUDIA VIOLENCIA EJERCIDA POR “GRUPOS DELINCUENCIALES”

Compartir

La tarde de este jueves, la zona central de Ciudad Universitaria sufrió una serie de actos vandálicos por parte de personas encapuchadas

Un grupo de personas encapuchados provocó destrozos este jueves en distintas partes de Ciudad de Universitaria, en el contexto de una protesta contra el acoso y el abuso sexual dentro de los distintos planteles de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).

Hombres y mujeres prendieron fuego a la puerta de entrada al edificio de rectoría, además que bajaron la Bandera nacional para destrozarla. Mientras otro grupo realizaba pintas en los alrededores.

Las personas realizaron también destrozos en la Librería Henrique González Casanova al interior del campus; rompiendo cristales y llevándose entre manos gran cantidad de libros.

Tras el retiro de los encapuchados, estudiantes arribaron al lugar para intentar juntar y resguardar la mayor cantidad de libros posibles.

Estudiantes de la UNAM marcharon este lunes del Parque de la Bombilla a la Torre de Rectoría para denunciar casos de violencia sexual en la institución.

La protesta se desarrollaba con normalidad hasta que las personas encapuchadas se unieron al contingente y comenzaron con los actos vandálicos.

La gente con el rostro cubierto y vestida de negro han exigido de manera violenta a la prensa que no los grabe ni fotografíe.

Previamente a esta situación, la UNAM pidió a los participantes a no caer en provocaciones y desarrollar una marcha pacífica en Ciudad Universitaria.

UNAM: FUE UN ACTO DE DELINCUENTES

Por medio de un comunicado, la máxima casa de estudios calificó los hechos de esta tarde como un embate artero, encabezado por un grupo de delincuentes armados con diversos objetos.

“La Universidad Nacional repudia la violencia ejercida por los grupos delincuenciales e informa que proporcionará a las autoridades ministeriales todos los elementos a su alcance para que se proceda penalmente contra los responsables”, dijo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *